Viviendo Aquí y ahora!

Si no es hoy.. cuándo? Si no eres tú... quién?
Se ha producido un error en este gadget.
Se ha producido un error en este gadget.

viernes, 29 de agosto de 2014

Personas tóxicas: Las sufridas.

Eres dramática o sufrida? Conoces a alguien así?

#ojo Ser un poco dramática de vez en cuando o un poco exagerada tiene que ver con la capacidad que tenemos de disfrutar la vida de forma intensa y por eso se ve como un atributo; pero confundimos los términos, eso es ser apasionada.
Las personas apasionadas viven su realidad, se comprometen con ella y las motiva. Las drámaticas exageran lo que les sucede, ya sea magnificando lo que viven o en su forma de expresarse; experimentan ansiedad, no motivación.
Lo malo de ser dramática es que se va conviertiendo en una forma de vida, un hábito tóxico que se convierte en un cristal sucio a través del cual vemos la vida o se vuelve un elemento indispensable en nuestra forma de relacionarnos con otros.
De las personalidades dramáticas la más tóxica, en mi opinión es...

LA SUFRIDA

Es la persona cuya conversación es pesimista, generaliza diciendo "todo es complicado, es terrible". tiene una actitud derrotista, es sensible y reacciona exageradamente cuando siente que se le ha ofendido. Prioriza la emoción a la razón. En ocasiones, adopta el papel de víctima.

DETRÁS DE ESTE COMPORTAMIENTO:

Las personas sufridas, logran captar la atención de los demás y ello genera que tengamos creencias en torno de qué tan intensamente se está viviendo la vida; se tiene la idea de que mientras más apasionada sea, se está viviendo mejor. Esto nos lleva a afirmaciones como "el amor se escribe con llanto", que nos indica que es fundamental esta sensación de experimentar emociones fuertes para sentirse vivo.
Las personas sufridas se dejan llevar por lo que sienten, no son objetivas, su percepción está empañada y magnifica la situación para sentirse vivas como parte de un patrón aprendido, seguramente alguno de los padres de estas personas era aprehensivo y/o dramático: de ellos aprendieron y aplicaron ese patrón.
El problema es que sus reacciones no son proporcionales a una situación determinada, son exageradas, ya que su percepción es errónea y esto exacerba sus emociones. Por lo general, se piensa que primero sentimos y luego pensamos, pero es al revés. Haz la prueba, primero piensa en algo que te pone feliz, ¿Qué sientes?, cómo reaccionó tu cuerpo?

El orden es: pensamiento-emoción-reacción.
 
Uno genera la emoción según el pensamiento, si dices "esto es horrible", ¿qué emoción crees que sentirás? Por supuesto ansiedad o miedo. Esto te llevará a reaccionar de cierta forma.
La realidad es una, pero cada uno de nosotros la interpretamos de diferente manera. Por ejemplo:
pensemos en un divorcio...
Una persona lo verá como un fracaso y dirá "esto es lo peor que me ha pasado, nunca volverá a confiar, tengo el corazón destruído". Otra, lo asumirá como una liberación o un camino hacia la sanación y su idea será "necesito recuperarme, pero lo lograré, volveré a amar, no desperdiciaré mi vida pensando en el pasado". ¿Quién crees que saldrá adelante sin sufrir tanto?

¿Qué se  gana y que se  pierde con esta actitud?

Los psicólogos decimos que cuando sostenemos un tipo de comportamiento es porque estamos obteniendo una ganancia secundaria. En este caso, regodearse en el sufrimiento las llena, las pone en un papel de víctimas muy conveniente, porque entonces otras personas las ayudarán o tendrán que llenar el vacío que sienten. No toman responsabilidad de su vida y las circunstancias las modelan, no sus decisiones. Qué cansado estar al lado de una persona así, cierto?

Lo que pierde es el control de su vida, se sabotea ella misma porque no ve la realidad en forma objetiva y duda de su capacidad para enfrentarla. Se hace y hace a los demás la vida más complicada, no la disfruta.
La buena noticia es que la percepción de las cosas es la que genera las reacciones emocionales, por lo que si cambiamos los pensamientos que una situación X nos causa, será más fácil controla la emoción.
"La vida no es horrible, es como es" Albert Ellis (psicoterapeuta) y como tal debemos enfrentarla y disfrutarla.

Qué piensan las personas sufridas?

El tipo de pensamientos de estas personas:
  • Sobregeneralización: todo es horrible, todo es díficil y complicado.
  • Personalización: Todo se lo toman personal: "No me saludó, no me tomó en cuenta, no me valora"
  • Catastrofiza: Se adelanta a los acontecimientos pensando de manera negativa; todavía nada sucede y ella ya está sufriendo: "Seguramente tuvo un accidente, por eso no ha llegado."
En lo personal, he conocido a personas sufridas, y muchas, han decidido cambiar el "chip tóxico" y el resultado ha sido maravilloso.

Otras veces, la única solución, en el caso de vivir al lado de una persona sufrida y tóxica, es marcar una bueeeena y sana distancia, pues al final del día, todos tenemos problemas, asuntos por resolver por los cuales buscar soluciones, y creo que, agregar más peso a nuestra vida, con las quejas y pesimismo de terceras personas... es lo último que se necesita para tener una buenas salud emocional.

5 tips si te consideras una persona sufrida:

1.- Dale la correcta dimensión a lo que sucede y analiza tus reacciones ante las situaciones para poder tener una visión más objetiva.
Preguntate:
¿Es proporcional o estoy exagerando mis reacciones?
¿Puedo hacer algo al respecto?
¿Es algo que se puede resolver?

2.- Cambia tus pensamientos, pues son nuestras creencias las que generan las reacciones dramáticas, y preguntate:
¿Qué es lo peor que podría ocurrir?
¿Qué probabilidades existen de que lo que temo, suceda?
¿Es proporcional mi respuesta ante esto que sucede? ¿Es para tanto?

3.- Haz tu vida más placentera.- cuando vives pendiente de tu familia y de lo que te rodea, sacrificando lo que deseas, tiendes a ser más dramática, por eso es importante que tengas metas e intereses personales. Busca un hobbie, toma clases de algo que te guste y te haga crecer intelectualmente o te ayude a relajarte. Porque si vives esperando a que los demás te hagan feliz... te tengo malas noticias!
Solamente tú puedes decidirlo y está decisión viene desde dentro de ti mismo.

4.- Busca el equilibrio. Ni muy muy ni tan tan. Ni seas sufras por algo que no es importante, ni pierdas de vista la realidad de las situaciones.

5.- Controla tus emociones.- Lo ideal es tener emociones constructivas y positivas, utilizar la energía y la motivación que viene de una emoción constructiva. Si estás enojada, en vez de pelearte con el mundo, pon acción y trabaja, si te sientes triste, identifica por qué te sientes así y haz un esfuerzo por cambiar tu situación. Creeme, cuando empiezas a reconocer tus emociones y de dónde vienen, tu vida empieza a cambiar, te empiezas a conocer y así puedes tener un control de tu propia vida.

Y si estas rodeado de personas sufridas y/o tóxicas...
Suena fuerte y drástico, pero alejarse, es una buena y sana opción. No es una verdad absoluta, pero en los casos que he llevado en consulta han funcionado.

Psic. Carolina González Mtz.
Terapia psicológica & emocional
cel. 4441309304

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Powered by Blogger